Herbert W. Armstrong
LA HISTORIA
Principal
Embajador
Ministro
Radio y TV
Historia
Viajero
Las Leyes del Eterno Protegen el Hogar

¿Se ha dado usted cuenta alguna vez de que las leyes de Dios están designadas primordialmente para dos cosas: (1) Mantener a la persona en una íntima relación con Dios y el prójimo y (2) proteger la FAMILIA y el HOGAR.
Dios puso al esposo como la cabeza de la esposa y a los padres como la cabeza de los hijos. El quinto mandamiento protege esta relación de parentesco: "Honra a tu padre y a tu madre." Y otro mandamiento dice: "No cometerás adulterio." Estos mandamientos fueron dados precisamente para proteger a la familia y para evitar hogares desechos, jóvenes delincuentes e hijos indisciplinados.(Ext.
"Aprueba de Divorcio")